Talalgia, Fascitis, Espolón La causa más frecuente del dolor en el talón del pie es la fascitis, también llamada espolón calcáneo si en la radiografía aparece una calcificación en la zona de unión de la fascia al hueso del talón.
“Que nada te pare”
Talalgia Este es el término médico del dolor del talón. La causa más común de la talalgia es la fascitis y espolón calcáneo. En la fascitis el dolor puede aparecer en la zona del arco. El talón puede doler por muchas causas, las tres más comunes son: La fascitis y espolón. Pérdida de almohadillado graso. Atrapamiento de nervios. Las plantillas son el tratamiento de elección para las talalgias, fascitis y espolones. Los ejercicios de estiramiento de la fascia y la aplicación de frío local ayudan a la desaparición del dolor.
El dolor de talón o talalgia puede aparecer por otras causas, como fracturas, tendinitis, artritis, irritaciones de nervios, pérdida del almohadillado graso y, en raras ocasiones, tumores. Debido a que existen muchas causas que provocan el dolor es muy importante establecer el diagnóstico para poder dar el tratamiento adecuado. Anatomia del talón El hueso del talón es el calcáneo, en él se ancla la fascia, en ese punto es donde se forma el espolón cuando hay inflamación. Además el hueso del talón amortigua el peso del cuerpo con un almohadillado graso que si degenera también provoca talalgia. Hay nervios que pasan por el lado y por debajo del talón y que pueden comprimirse y provocar dolor. ¿Que es la fascitis plantar? La fascia es como un ligamento que une el talón a los dedos del pie, en condiciones de sobrecarga se tensa y se inflama provocando la fascitis y talalgia por la tensión que ejerce sobre el hueso del talón. Causas La causa más común es someter a la fascia a más trabajo del normal, por esto esta patología es frecuente en corredores, personas que andan mucho o están mucho tiempo de pié, personas con sobrepeso y en personas con pies planos o cavos. Síntomas Dolor en la zona del talón. El dolor aparece en los primeros pasos al levantarse por la mañana o después de estar un rato sentados, luego parece que se va, pero vuelve al estar mucho rato de pie o andando. Diagnóstico Para establecer el diagnóstico se debe explorar el pie y hacer radiografías, en las radiografías suele aparecer el espolón calcáneo, pero el espolón no es lo que duele, lo que duele es la inflamación en la zona de unión de fascia al hueso del talón. Si aparece el espolón la fascitis se diagnostica como espolón calcáneo. Tratamiento El tratamiento de la talalgia, fascitis y espolón es muy variado: Ejercicios de estiramiento de músculos y fascia. Crioterapia o terapia con hielo. Plantillas que ayuden a corregir las anomalías estructurales del pie y descargar la zona del talón. Tratamiento con medicamentos antiinflamatorios. Infiltraciones con corticoides o factor de crecimiento. Vendajes para quitar tensión a la fascia. Férulas nocturnas que estiran la fascia. Cirugía. Cuando después de unos meses el paciente no responde a los tratamientos anteriormente citados, entonces se debe plantear un tratamiento quirúrgico. Esto sólo ocurre en un pequeño porcentaje de casos.
    Tratamiento con plantillas: Dependiendo del diagnóstico se decidirá el diseño y la técnica para adaptar las ortesis. Unas veces interesará almohadillar y elevar el talón, otras veces bastará con un buen apoyo del arco plantar interno y otras veces tenemos que disminuir tensiones musculares. El objetivo será disminuir las fuerzas en el lugar donde estén provocando el problema. Para conseguir este objetivo debe conocerse muy bien la biomecánica del pie y por esto se hace necesario que sea un profesional cualificado como el podólogo el que realice estas maniobras.
Sobre estas líneas vemos plantillas adaptadas por el método de plantillas por elementos.
Aquí las plantillas se adaptan en descarga y por el método de adaptación en directo.
962031221
En obras, hay páginas con falta de información
Inicio Servicios Enfermedades y sintomas Plantillas Galeria Contacto